Italia presenta incontables opciones para los turistas de todo el mundo, muchas ciudades que son como museos al aire libre, con arte, cultura, gastronomía, moda y diversión en cada lugar, pero pocas son tan representativas del país, como Venecia; entre sus canales, góndolas y edificaciones en las aguas,comida exquisita y una romanticismo especial que resulta inolvidable para sus visitantes, hay quienes dicen que es uno de los lugares que hay que ver antes de morir, pero más que ver, esta urbe debe ser vivida, desde sus palacios hasta su gente de a pie, una verdadera experiencia total.

 

Venecia o Venezia en italiano, se encuentra localizada al norte de la bota italiana, y es la capital de la provincia del mismo nombre y de la región véneta. Es en realidad un gran archipiélago, compuesto por 118 islas, ubicadas en la laguna de Venecia, que han sido unidas entre sí, por una serie de puentes, 455 en total, que se interconectan, formando los conocidos canales, parte de la imagen de postal de la citta.

 

Mestre, pueblo cercano y que sirve usualmente como población dormitorio, suele prestar servicios de hotelería a los viajeros, que pasan sus días en Venecia o sus alrededores; igualmente, se recomienda tomarse el tiempo necesario para enamorarse del lugar, en vez de hacer paseos de ida y vuelta como los que ofrecen los cruceros, que no permiten apreciar el encanto de la región.

La Plaza de San Marcos con edificaciones como la Basílica de San Marcos o el Palacio Ducal y las islas de la laguna, son puntos básicos de una visita; al igual que caminar por sus estrechas calles o recorrer el Gran Canal en Vaporetto, es parte de la experiencia que se mencionaba en un principio.

Artículos Relacionados